De mi viaje a Kenya y mi abuela Elvira…

Tu despedida en el mar…

Querida abuela Elvira:

Hoy te escribo desde el mismo mes de abril en que nos dejaste, hace ya 5 años y desde entonces hasta parece que han pasado muchas cosas. El mundo no parece el mismo que en aquel momento y todos nos sobresaltamos con tsunamis que llegan desde el oriente, cambios de humor del mismo cielo que conociste, aires reciclados, bancarrotas de sueños y revoluciones que vienen vestidas con velos. O quizás, que estupidez, la inmediatez humana, nuestro tiempo marcado por segundos insignificantes, no nos permite ver más allá que unos pocos años y no nos deja comprender que en realidad todo sigue igual, que todo está sujeto a cambios y nosotros nunca queremos verlos porque le tenemos miedo a todo lo que nos ilumine con colores diferentes y nos ponga en otra piel.

En el fondo supongo que siguen existiendo volcanes que nos queman por dentro, lluvias torrenciales que todo se lo llevan, hasta los lamentos, épocas de sequía que nos arden por no tener unos labios de los que beber nuevas energías…Pero esto, estés donde estés, TÚ ya debes saberlo mejor que cualquiera de nosotros, ¿no es cierto?

También te escribo desde una luna llena que ilumina con la misma intensidad que cuando fuimos a Kenya después de tu partida. Nunca llegaste a saberlo y por eso te cuento hoy que cuando te marchaste dejaste un vacío incomprensible y unas ganas de dar continuidad a todo lo que nos enseñaste. Por eso mismo tus hijos, mis tíos, mi padre quisieron regalarnos un pedazo de ti en forma de viaje, de homenaje. Estoy segura de que estés donde estés te gustará saber que para que no se perdiera tu sentido de la familia, de la tolerancia, del disfrute de lo desconocido, tus nietos nos embarcamos en una aventura de la cual ninguno volvió siendo el mismo. Hubieras visto, abuela, como conocimos la tierra de los masáis donde desde hace tantos años teníamos noticias de uno de tus hijos. Él nos condujo por aquellas tierras lejanas, nos presentó a su familia africana enseñándonos otra realidad, otro olor, otra sensibilidad. Descubrimos como es tener animales impresionantes en su estado salvaje a la distancia de un ¡ay! Conocimos a algunas mujeres africanas, valientes, grandes y pequeñas, fuertes que a ti tanto te hubiera gustado conocer. Aprendimos que la familia es un lugar en el que podíamos estar bien, si queríamos estar, pero no todo el mundo tiene la misma suerte…

Algún tiempo después escribí este relato de nuestro viaje, que aquí te dejo por si tuvieras curiosidad, donde te cuento los detalles de aquella experiencia inolvidable y espero que te guste leerlo.

Querida abuela, me despido ya, desde el mismo mes de abril en que nos dejaste, desde la misma luna llena de nuestro viaje, desde este mundo que sigue cambiando, creciendo, devorando, reproduciéndose, llorando, amando, como siempre lo hizo, como siempre lo hará aunque o yo algún día ya no estemos presentes…


Hasta siempre abuela Elvira,


Hasta pronto Kenya salvaje…

Aqui algunas fotos

Aqui el cuento cuento_kenya_angela

Aquí algunos vídeos:


Safari Bibi Elvira (Parte I)

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=ACN84HPDF4o&feature=related]

Safari Bibi elvira (Parte II)

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=9WJX1WGyToM&feature=related]

Safari Bibi elvira (Parte III)

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=7kYEJwqLJQo&feature=related]

Post Relacionados

Mujeres viajeras

De mujeres viajeras, cuentos y mi abuela

Querido lector, por fin encontré el tiempo, el lugar, o mas bien el momento para contarte este viaje especial…espero que lo disfrutes!


…a veces…

cuentista y

siempre

viajera…

Si te ha gustado ¡comparte!

chocolate bailable

No te pierdas ningún chocolate bailable

Soy Angela

En este espacio me he dado el permiso de jugar con las palabras, la imaginación y la creatividad…

Mientras no estoy aquí me dedico a crear igualmente, acompaño a profesionales del desarrollo personal para que su proyecto de corazón tenga formato digital. He puesto mis conocimientos en diseño web, marketing digital y creatividad al servicio de personas que ayudan a otras a tener una vida más plena y feliz. Puedes encontrarme en www.angysanz.es

22 comentarios en «De mi viaje a Kenya y mi abuela Elvira…»

  1. Seguro que tu abuela estará encantada con lo que cuentas y en cualquier caso las personas siguen vivas en tanto nos acordemos de ellas. La abuela Elvira nos dió y nos enseñó muchas cosas y como hijo me emociona ver que sus nietas la recuerdan.

    Un beso muy grande y todos los ánimos que necesites

    Papi

    Responder
  2. Gracias papá! supongo que tienes razón…ella y quienes recordemos seguirán vivos así, siempre que se mantengan en nuestras memorias…
    Los ánimos me llegan como un abrazo, y te lo devuelvo con cariño, mucho cariño! Besos!

    Responder
  3. Mi querida sobrina mayor…hace ya días que mi madre, tu abuela Elvira, me tiene charlando con ella, contándole las cosas de la vida que han ido llegando, o marchando, desde que ella se nos fue un sábado de abril de hace cinco años…
    En esas estaba, a veces con una sonrisa y otras con lágrimas de emoción, cuando me he venido al facebook y !!ohhhhh!!, aquí estaba tu maravilloso recuerdo de La Jefa, que tanto te quería.
    Cienes de gracias por compartirlo con tu gente. Tu tia Elena

    Responder
  4. Ángela, muchas gracias por dejarnos entrar en tus emociones, por acercarnos tus recuerdos y por compartir a tu abuela Elvira. Después de leer el cuento y ver las fotos, solo puedo decirte que respiran amor. No voy a decirte que tienes suerte por tener una familia así, seguro que es el fruto de la dedicación de todos… me recordaste la canción de Rubén Blades “Amor y Control” ¿la conoces?
    Besos del sur

    Responder
  5. @querida Elena: me alegra saber que las dos, así como los demás, también la tenemos muy presente y la escuchamos de vez en cuando contándonos cosas…Así, como dice mi padre, siempre estará viva. Besos!

    @Shubhaa: gracias a ti por dejarte llevar en este viaje…a las emociones :D. todas las familias tienen sus cosas, y la mía no es menos, pero lo cierto es que en la base claro que hay amor y gente muy diferente que siempre me muestra diferentes puntos de vista. No conocía la canción, pero la estoy escuchando (http://www.youtube.com/watch?v=v7aQylt4NrA) Gracias! Besos!

    Responder
  6. Ay Angela!! Qué emociones!! ¿Qué decir? Nos hemos despedido tantas veces y el año pasado viví una despedida muy dura. Jamás pensé que lo echaría tanto de menos y tampoco me dí cuenta de cuánto dejaría, mucho, mucho bueno… quienes somos, la cordura, la fuerza son su herancia.
    Tu abuela Elvira sabe, está, ha entendido, perdonado, olvidado el dolor y ahora sonríe… mil veces la habrás notado posando su mano en tu hombro para dejarte la respuesta que buscas, la paz que necesitas o el consuelo. Habita en cada miembro de su familia pero sobre todo habita con ustedes, cuidandolos aunque sabe que lo hizo bien y saben cuidarse solos.

    Te mando todo mi cariño en un abrazo lento.

    Responder
  7. Querida Angela, graciasssss qué lujo! gracias por compartir y… por tanto amor y belleza. ¿Sabes? llevo ya días diciéndole a Rafa que no paro de acordarme de Elvira… Brindo con y para ella y para todos vosotros: estos nietos de lujo que le hacen sacar su sonrisa y seguir recibiendo flores, sonrisas y estrellas.
    Muchos besos preciosa

    Responder
  8. @Tegala. Pues si! cuantas emociones!! A veces tantas que no sabemos donde guardarlas u organizarlas porque se nos olvida simplemente sentirlas…Un beso bien fuerte!

    @Rosa: que bueno tenerte por aquí! Definitivamente la abuela Elvira debe andar rondado cerquita de todos nosotros, debe ser esta luna llena que nos la trajo con mas fuerza 😀 Besos para ti también!

    Responder
  9. Mil gracias, por adentrarme en el corazón de Africa y en el recuerdo de tu abuela Elvira. Que maravilla, será que nuestros nietos nos recuerden !!m por eso hay que vivir intensamente cada momento y darnos, sin tantas condiciones, , , Segura de que Elvira, te guia desde otra dimensión .
    Un beso y abrazo

    Responder
  10. Hola Jesusita! Que bueno encontrarte aqui!! me alegro que te hayas dejado llevar por esta historia y que fueras capaz de sumergirte de lleno en el corazón africano. Aún tienes mucho que disfrutar de tus nietos y de muchas mas cosas de la vida para pensar en recuerdos 😀 es cierto que hay que darse intensamente y sentir mucho…:D Un beso y un abrazo fuertes para ti también! Y gracias por venir siempre a verme!

    Responder
  11. Gracias Ange por traer en palabras, en historias, en imágenes y canciones todo aquello que vivimos una vez en Kenya. Hay aventuras, vivencias que nadie se atreve a narrar, como si cualquier intento de descripción fuera a reducirlas o a teñirlas de un color que no era el que los demás veían en ellas… y en este caso tú querías arriesgarte a revivir este viaje desde los sentidos, la memoria y el corazón. Gracias por compartirlo así, con tu mirada y tu sensibilidad, la aventura de Kenya fue, está más viva más desde que tú la escribiste.

    Responder
  12. Querida Vir, no se porqué esta historia se anidó de aquella forma en mi cuerpo pero es cierto que sí, tenia que darle forma con palabras, música, sentimientos para quizás entenderla mejor…
    Estará viva siempre así para que podamos recordarla las veces que queramos…
    Besos y gracias por venir siempre, por estar ahí!

    Responder

Deja un comentario

Otros Chocolates que quizás te quieras bailar...

Chocolate Bailable poesía
Poesía

El verano es mi fiesta…

Escribo solo para decirte que acabo de regresar de unos días en el Mediterráneo, he visto el agua cristalina, de los lugares donde mi alma quiso quedarse a vivir para seguir nadando desnuda entre los peces. Escribo solo para decirte que de mi cuerpo van brotando como fruta madura todas las palabras que fui sembrando

Leer más »

Imaginando IBERIA

Cuenta la historia que tal día como hoy 1 de Diciembre de 1640 se desató una revuelta en Lisboa motivada por varias acciones que demostraban la intención de anular la independencia del Reino de Portugal lo cual dejo bastante descontentos a los nobles y al pueblo portugués en relación al comportamiento de los españoles. Desde

Leer más »
coração vagabundo Gal costa Caetano Veloso
Poesía

Meu coração não se cansa…

  A veces pareciera que sí, me levanto un día y siento como que el corazón no respira pero se me pasa rápido. A veces pareciera que sí, mientras me ducho de café no escucho el latido, a ritmo de samba, que lo caracteriza, pero me bebo un poco de poesía y vuelve a latir.

Leer más »